top of page
  • Foto del escritorlaviada team

Cyclamen: tu guía completa

El cyclamen, conocido por sus flores elegantes y vibrantes que florecen en invierno, es una adición encantadora a cualquier jardín o interior. Su capacidad de resistir las bajas temperaturas lo convierte en una opción popular para iluminar los meses fríos. En esta guía completa, te proporcionaremos todo lo que necesitas saber sobre la plantación y los cuidados del cyclamen.



Plantación del Cyclamen:

  1. Elección de la ubicación: El cyclamen prefiere áreas sombreadas o parcialmente sombreadas. Evita la luz solar directa, especialmente durante las horas más calurosas del día.

  2. Suelo adecuado: El suelo debe ser bien drenado y rico en materia orgánica. Si el suelo de tu jardín es arcilloso, puedes mejorar el drenaje mezclando compost o turba.

  3. Época de plantación: El mejor momento para plantar cyclamen es a principios de otoño o a finales de invierno, antes de que las temperaturas aumenten. Puedes plantar bulbos o comprar plantas en maceta.

  4. Distancia de plantación: Deja aproximadamente 15-20 cm entre cada planta para permitir un buen crecimiento.

  5. Profundidad: Planta los bulbos a una profundidad de unos 5-7 cm, con el lado cóncavo hacia abajo.

Cuidados del Cyclamen:

  1. Riego: El cyclamen es sensible al exceso de agua. Riégalos moderadamente y asegúrate de que el agua no se acumule alrededor de las raíces. Riega en la base de la planta para evitar que el agua entre en contacto con las flores y las hojas.

  2. Temperatura: Mantén el cyclamen en un rango de temperatura de 10-15°C. Evita las temperaturas extremadamente frías o calurosas.

  3. Fertilización: Alimenta tus cyclamen con un fertilizante equilibrado durante la temporada de crecimiento. No fertilices durante el período de descanso.

  4. Podas: Retira las flores marchitas y las hojas enfermas o amarillentas para fomentar un crecimiento saludable.

  5. Plagas y enfermedades: El cyclamen es susceptible a plagas como ácaros y pulgones. Inspecciona tus plantas regularmente y toma medidas si es necesario, como el uso de jabón insecticida o insectos beneficiosos.

  6. Período de descanso: Durante el verano, el cyclamen entra en un período de descanso. Durante este tiempo, reduce el riego y permite que la planta se recupere.

  7. División de bulbos: Después de varios años, los bulbos pueden dividirse y replantarse para rejuvenecer la planta.

El cyclamen es una planta resistente y hermosa que agrega un toque de color y elegancia a tu jardín o interior. Siguiendo estos consejos de plantación y cuidados, podrás disfrutar de sus flores vibrantes durante muchos inviernos por venir. ¡Cultivar y cuidar un cyclamen puede ser una experiencia gratificante y una adición maravillosa a tu colección de plantas!

12 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page